Menu

Sayi Serra

Fotógrafa Infantil & Diseñadora Gráfica.

Casa & Familia

Mis papás se mudaron a esta casa en 1985. Vivían en Bs. As. con mis hermanos mayores y decidieron venirse a Esquel, ciudad en la que se habían conocido. En esa época mi hermana y yo (somos mellizas) no estábamos ni en los planes… pero 5 años mas tarde esa también sería nuestra casa . Somos un familión. Papá y mamá se conocieron con 18 y 24 años respectivamente. Algunos años después se casaron por iglesia. Nosotras nos llevamos 9 años con mi hermano Nahuel y 7 años con Ayelen. Sabemos que nuestra llegada fue un poco caótica, querían un varón, y acá estamos dos mujercitas. Quien más “sufrió” nuestra llegada fue la ex reina de la casa, Aye.

Mellis Sesión

No se si antes le decían “sesión” pero nosotras tuvimos la nuestra. Incluso tenemos otras hechas mas bebitas. Teníamos puesta nuestra mejor ropita, y ese es el sillón de casa. Por lo que me contó mi mamá en Esquel había un fotógrafo que también tenía estudio y las familias lo visitaba para hacerse sus fotos familiares.

Mamá

Ella es mi mamá, la persona que mas amo en el mundo, es mi ejemplo. Si hablamos de fortaleza hablamos de ella. Además de cuidarme siempre me alentó en cualquier decisión que tomara, sus palabras de confianza estaban siempre presentes. En el 2012 después de luchar como una leona, dijo basta. Hoy es mi guía y no hay decisión que tome sin antes pensar que me hubiese dicho.

Abuelos

Grandes compañeros de nuestra infancia. A mi abuelo “Negro” lo pude disfrutar poquito, me acuerdo que todos los domingos nos pasaban a buscar y tomábamos un coca en la misma confitería. Con mis abuelas pude disfrutar muchísimo, nos mimaban con comidas ricas y regalitos dulces cada vez que nos veíamos.

Médicos

La historia de mi vida…el nebulizador. Debo decir que nací con algunos problemitas de salud, algunos los pude ir resolviendo durante la infancia y otros me acompañarán para siempre. El tema respiratorio es mi debilidad. Si a eso le sumamos vivir en el sur, la cosa se complica un poco mas. Sin embargo, todo esto me dio y me da una fuerza tremenda para enfrentar lo que sea.

Patagonia

Nací y me crié en Esquel, es una ciudad hermosa rodeada de montañas. En general hace bastante frío y el verano dura muy poco. Viví 9 años en Córdoba mientras estudiaba, pero la Patagonia me ganó el corazón y decidí volver.